Descargas GRATIS

Últimos Articulos :
Home » » El Origen de la verdadera Navidad

El Origen de la verdadera Navidad


Saturnalia



Quizá muchos de nosotros no sepamos de donde viene la Navidad realmente ¿Nacimiento de Jesús? Bueno, teniendo en cuenta que la tradición del famoso 25 de diciembre es relativamente nueva (siglo IV) y que incluso después de establecerse, numerosos estudios aseguran que basándose en la biblia la fecha del nacimiento de Jesús no sería para nada durante este mes invernal, quizá tengamos que buscar el origen más allá.

Lo cierto es que la navidad viene de una antigua fiesta llamada Saturnalia celebrada por los romanos mucho antes de la llegada de Jesucristo, desde el 17 al 24 de diciembre, así como la Kalendae, el 1 de enero. Según parece ser, esta fiesta se introdujo en Roma alrededor del 217 a.C . Su origen tenía como intención celebrar una fiesta que pudiera elevar la moral de los ciudadanos tras una derrota bastante fuerte contra los cartagineses en el lago Trasimeno.

Por otro lado, esta fiesta se realizaba en honor a Saturno, dios de la agricultura. A la luz de las antorchas se ponía fin a un periodo oscuro y se celebraba el nacimiento de un nuevo periodo de luz, el momento en el que Sol Invictos llegaba. Así, coincidiendo con la entrada del Sol en el signo de Capricornio, el 25 de diciembre era uno de los días más grandes del año. Todo apunta que las Saturnales eran en realidad las fiestas que daban por finalizado el trabajo del campo ese año.

Sea cual fuera su origen, lo cierto es que eran fiestas en las que las calles se llenaban de un gran bullicio. Banquetes, bailes, intercambio de regalos e incluso orgias eran celebradas durante esta fecha. Los romanos hacían regalos a sus amigos y familiares (como en Navidad).

Hubo un momento en el que sería conocida como la “fiesta de los esclavos”, y es que durante estos días, los esclavos recibirían raciones extra y tiempo libre.

Estas fiestas comenzaban con un sacrificio en el templo de Saturno, al pie de la colina del Capitolio. Después del sacrificio había un gran banquete público en el que todos podían comer sin distinción.

Las casas eran decoradas con plantas y se encendían millones de velas, para poder celebrar la entrada de la luz durante este año.

La religión mitráica fue, durante muchísimo tiempo, uno de los principales enemigos del cristianismo primitivo. Llegó un momento en el que el pueblo cristiano, acostumbrado a estos rituales y festividades solares, se dejaba arrastrar por ellos. Así, la inteligente Iglesia, decidió aprovecharse de esto. Sería en el siglo IV cuando decidió adoptar (por voluntad propia y sin ningún testimonio que lo asegurara) el día 25 de diciembre como la verdadera fecha del nacimiento de Jesucristo.

Así pues, el único motivo que la Iglesia tenía para establecer este día como suyo era terminar con la celebración de esas fiestas paganas que tanto le molestaban. Algo que consiguió sin problema; y es que a día de hoy, pocos saben que realmente, el origen de tanto amor y tanto “buen rollo”, no tiene nada que ver con la llegada del “Mesías”, más bien con unas antiquísimas fiestas en las que la gente se mostraba el amor y el respeto lejos de la religión cristiana.

| FUENTE |
Comparte este articulo :

Comentar con cuenta Google Y Open ID

 
Design Template by panjz-online | Support by creating website | Powered by Blogger